El Gobierno de Mahmud Ahmadineyad busca defenderse de las críticas a la lapidación.

Sakineh Mohammadi Ashtiani, de 43 años, lleva cinco años en la cárcel.

Sakineh Mohammadi Ashtiani, de 43 años, lleva cinco años en la cárcel.

Transcipción de la noticia publicada por el digital El País con fecha 28 de septiembre de 2010.

Teherán dice ahora que Sakineh será ahorcada por homicidio

Á. E. – Teherán – 28/09/2010

El fiscal general de Irán, Gholam-Hosein Mohsení-Ejeí, respaldó ayer la versión del caso Ashtianí con la que el Gobierno de Mahmud Ahmadineyad busca defenderse de las críticas a la lapidación. Haciendo suya la interpretación del Ejecutivo, Mohsení-Ejeí explicó que Sakineh Ashtianí va a morir en la horca “porque ha sido encontrada culpable de asesinato y esa condena precede a la de adulterio”.

Es la primera noticia que se tiene de que Ashtianí haya sido condenada por asesinato. Ningún tribunal ha pronunciado una nueva sentencia después de que se anunciara que se posponía su lapidación porque iba a revisarse el caso. Desde entonces, Teherán ha buscado una salida que les permitiera evitar el apedreamiento sin ceder a la presión internacional.

“No hay nada nuevo en las palabras de Mohsení-Ejeí, pero he hablado con el abogado y con su hijo y ambos opinan que son peligrosas para Sakineh”, explicó por teléfono Mina Ahadí, del Comité Internacional contra la Lapidación.

[Las ambiguas palabras del fiscal general y la opacidad del régimen generaron ayer mucha confusión sobre la real situación de Sakineh, que se reflejó en distintas interpretaciones por parte de agencias y medios informativos].