Las personas que nos quieren son como las plantas aromáticas que encontramos en el camino.

Las personas que nos quieren son como las plantas aromáticas que encontramos en el camino.

En otro artículo he tratado de la etapa de tu vida en la cual, ante la ausencia de menstruación, te haces el test del embarazo y éste da positivo. Partimos del supuesto que es un embarazo no previsto.

Analicemos cual es tu situación personal en el momento de quedar embarazada y las circunstancias del acto sexual. Y con quien.

Eres soltera. Tal vez tienes novio. Tal vez no. Existe un chico que te halaga. Eres menor de edad. O mayor de edad. Estudias. Trabajas. Has salido de fiesta. El ambiente es propicio a la exteriorización de sentimientos. Con el sexo buscas experimentar. Con el sexo pretendes obtener amor. Piensas que el embarazo puede ser una escapatoria ante un ambiente familiar insoportable. Buscas quedarte embarazada. Es “la primera vez”. Tienes relaciones esporádicas. Con la misma persona. Con personas distintas. Haces el amor porque estás enamorada de un chico. ¿Qué les comentas a tus amigas? ¿O te lo callas todo?

A estas alturas, supongamos que has decidido tener el bebé y criarlo contigo. Ser mamá. Ante todo, prepárate mentalmente y físicamente para llevar adelante la gestación con todas las garantías. Hay unas cuantas cosas que debes saber desde un principio. Por ejemplo, 10 acciones a tener en cuenta de inmediato. Mientras reflexionas sobre tu nueva situación, no dejes de cumplir con tu embarazo y el bebé que llevas dentro. Según vivas en un área rural o en un medio urbano, tendrás más o menos dificultades para acceder a los servicios de salud.

Llega la hora de poner en conocimiento de otras personas el reciente embarazo. Si tienes novio, seguro que se lo vas a contar (bueno, tú decides). Dependiendo de la madurez de vuestra relación, de la edad y de otras circunstancias, el embarazo puede acabar en boda. Pero no es lo habitual. Si no existía un compromiso espontáneo y verbal entre ambos, lo más seguro es que el chico eche a correr. No te aflijas mucho. Un matrimonio de conveniencia, pactado por los padres respectivos para salvaguardar el honor de la familia, acaba en broncas, quizás malos tratos y finalmente divorcio. Ahórrate estos sufrimientos y ahórralos a tu hijo. El elemento que precipita muchas bodas pactadas de este tipo es, aparte del honor, el factor económico.

La resolución de las necesidades económicas de una madre soltera acostumbra a ser el peor escollo, aparte de la soledad, de la que hablaremos en otra ocasión. Está en tu mano decidir, pero no te arrimes a cualquier árbol ante el temor de no poder hacer frente a la pobreza. Si no tienes medios, lucha y pide ayuda, en especial a la salud pública. La fuerza para resistir está en ti misma y en tu hijo, que te llama “mamá” y eres su más importante punto de referencia.

Puedes contar tu embarazo a las amigas. Es normal. Son tus confidentes y tu apoyo en los felices años de juventud. Ahora bien, no descuides a tus padres, y con más razón si eres adolescente. Constituirán tu principal apoyo. Puede que dejes de estudiar. No tendría que ser así, porque con esta decisión pones freno a tu formación cultural y profesional, tan importante para desenvolverte en la edad adulta, pero en ocasiones, según en qué país residas y en qué ámbito rural o urbano te encuentres, no existe otra salida.

También tú debes decidir en qué momento darás la noticia a tus familiares y amigos. Empieza a contar las semanas. Existen mujeres que no lo hacen hasta pasada la 13ª semana (o tercer mes), cuando los signos del embarazo acostumbran a ser evidentes.

Concluido el período de dar a conocer tu situación, relájate y prepárate para ser madre soltera. Piensa sólo en tu hijo. No escuches palabras necias. Pronto vas a tener tu propia familia. De ahora en adelante, tú y tu niño o niña formareis un núcleo familiar. En el momento que engendres una nueva vida, padres, abuelos y hermanos pasarán a ocupar un escalafón anterior, exactamente igual que ellos hicieron con los suyos.

Muchos dicen que la madre soltera ejerce de padre y de madre. Yo creo que ejerce de madre todopoderosa. Y no hay más.