EL ADOLESCENTE NO TIENE QUE RENUNCIAR A DIVERTIRSE.

Solo es cuestión de saber que determinadas conductas y costumbres, que en un principio parecen atractivas e inofensivas, pueden terminar siendo muy peligrosas.

Hablamos de:

consumir alcohol
•    fumar
•    tomar drogas
•    conducir bebido
•    mantener relaciones sexuales sin protección…,

que pueden conducirle a un desenlace que no desea.

Así de claro se expresa el Ministerio de Sanidad (España) en una guía para jóvenes que lleva por título Por qué es importante hablar de alcohol.

Adolescencia y alcohol.

Adolescencia y alcohol.

El abuso de alcohol

El abuso puede tener consecuencias muy negativas para las personas:

•    Debido a las actividades que se hacen simultáneamente, como la conducción de una moto o un coche.
•    O por determinadas características de la persona: ser muy joven, estar embarazada, consumir medicamentos

Una psicóloga de la Universidad de Granada orienta a padres y madres acerca de los adolescentes:

¿Por qué los adolescentes comienzan a consumir drogas y alcohol?

1. “Para integrarse dentro de un grupo de amigos y divertirse. Muchos adolescentes comienzan el consumo por inducción del grupo de amigos. En lugar de negarse, por miedo a no ser aceptados o ser considerados unos ‘cobardes’, se dejan llevar por lo que dicen los demás.

2. Consideran que puede ser una ayuda para superar problemas. Ante los problemas personales, en lugar de afrontarlos abiertamente o pedir ayuda, muchos adolescentes prefieren evadirse y pueden llegar a utilizar la droga como medio de escape.

3. Por curiosidad. Aún existe la idea equivocada de que probar la droga o consumirla esporádicamente no es perjudicial. Esta idea es mucho más permisiva cuando se trata del alcohol. Esto lleva a que muchos adolescentes prueben determinadas sustancias para averiguar ‘que se siente’, para ‘experimentar nuevas sensaciones’, para descubrir los mitos, no reales, que envuelven a la droga (más placer sexual, disminución del sueño o menos sensación de cansancio, más seguridad en uno mismo, etc.) y se extienden al consumo de alcohol.”

Cómo prevenir que tomen drogas y alcohol

1. “Fomentar el diálogo entre padres e hijos. Muchos padres, cuando sus hijos llegan a la adolescencia, desconocen el tipo de vida que tienen, el grupo de amigos al que pertenecen, los lugares que frecuentan, las actividades que realizan, etc.

La mayoría de los casos de adolescentes que se están iniciando en el mundo de la droga suelen mostrar comportamientos diferentes cuando están con el grupo que cuando están con su familia. Esto hace que los padres no tengan sospechas, por ello es aconsejable que los padres se informen.

Es muy importante que los padres consigan ganarse la confianza de los hijos y que éstos encuentren en sus padres todo el apoyo y comprensión que necesiten.

2. Desde que son pequeños se les debe enseñar a aceptar los contratiempos y enfrentarse a situaciones difíciles. Muchos padres prefieren evitar que sus hijos sufran y deciden hacer por ellos aquello que deberían hacer por sí mismos. Sin embargo, es conveniente enseñarles a que intenten resolver sus propios problemas, que aprendan a asumir responsabilidades y sean consecuentes con las decisiones que tomen.

Es cierto que los padres deben ayudar, pero en ningún caso deben hacer lo que los hijos son capaces de hacer por sí mismos.

3. Los padres deben ser un ejemplo para los hijos. Los niños desde que son muy pequeños tienden a imitar los comportamientos de los padres. Por lo tanto estos deben ser coherentes con los valores que intentar transmitir a los hijos.

Por ejemplo, si un niño observa que su padre o madre bebe alcohol cuando está triste o tiene algún problema, está aprendiendo inconscientemente a hacerlo cuando en un futuro el se encuentre en situaciones similares.

Los padres son el mejor referente para los hijos, es bueno que los hijos vean como sus padres se enfrentan a situaciones difíciles sin necesidad de recurrir a ningún tipo de droga.

4. Transmitir valores positivos, enseñarles a ser realistas con lo que se van a encontrar en la vida y enseñarles habilidades que les ayuden tomar sus propias decisiones y ser valientes para llevarlas a cabo. Todo esto les ayudará a defender su individualidad y saber actuar ante las presiones del grupo de amigos.

5. Saber canalizar los momentos de ocio. El aburrimiento es una de las quejas más habituales en los adolescentes. No saben en que emplear su tiempo libre, nada les atrae ni ilusiona. Por ello es aconsejable enseñarles, desde que son muy pequeños, a saber disfrutar del tiempo de ocio.

Animarles a practicar deportes, desarrollar hobbies, intereses musicales, amor por la naturaleza, actividades en grupo, etc.”

Cómo detectar el consumo

1. “Pueden presentar alteraciones en el apetito, pérdida de peso, problemas de sueño, cambios en la expresión de la cara, enrojecimiento de los ojos, cambios bruscos en la temperatura corporal, etc.

2. Alteraciones en el estado de ánimo, se vuelven más irritables y apáticos ya que suelen perder interés que todo aquello que antes les interesaba.

3. Problemas académicos y falta de motivación para los estudios. La falta de concentración hace que tengan tener olvidos importantes y dejan de lado algunas de sus responsabilidades. Para los padres es muy duro descubrir que su hijo puede estar tomando alguna droga. En estos momentos es cuando los hijos más van a necesitar de la ayuda y apoyo de su familia.

En estos casos se debe acudir a centros especializados y dejarse aconsejar por profesionales y familias que han pasado por situaciones similares.”

¿SABIAS QUE…

•    Las chicas presentan una peor tolerancia al alcohol debido a que tienen una menor proporción de agua corporal que los chicos y una mayor cantidad de tejido graso donde se fijan las sustancias nocivas?
•    El alcohol tiene efectos nocivos sobre el apetito, el aparato digestivo, el hígado y el sistema nervioso?
•    En pruebas de memoria las personas bebedoras obtienen unos resultados significativamente peores que las abstemias?
•    En los efectos del alcohol influye: la graduación de la bebida, la cantidad que se ingiere, el momento del día (es más perjudicial con el estómago vacío) o la mezcla con bebidas gaseosas o estimulantes con tiramina, histamina o cafeína, que pueden provocar serios problemas de salud como hipertensión arterial.
•    La cerveza, la sidra, el vino y los licores todos tienen alcohol, y sólo se diferencian en la concentración, y que si se mezcla el ron o whisky con refrescos no se reduce la cantidad de alcohol, es decir, que si cuatro chicos se beben 1 litro de ron mezclado con 2 litros de cola en 2 horas, se beben ¼ de litro de ron cada uno?
•    Es falso que sólo tomando alcohol se obtenga diversión, desinhibición, alegría, amistad y éxito?
•    Una de las características más frecuentes del abuso de alcohol es la negación tanto por el propio adolescente como de los padres, aunque a veces haya signos, éstos se ignoran o se minimizan?
•    La mayoría de los problemas relacionados con el alcohol empiezan entre los 16 y los 30 años, por lo que es importante retrasar lo más posible el inicio del consumo de esta droga?
•    El 61 por ciento de los jóvenes españoles de entre 12 y 18 años consume bebidas alcohólicas, sobre todo durante el fin de semana, y la mitad de los que reconocen haber estado ebrios (34%) asegura que se ha emborrachado menos de cinco veces al año, mientras que casi un 8 por ciento dice que lo ha hecho entre 30 y 50 veces, y un 7 por ciento más de 50 veces en un año, según se desprende de las conclusiones del ‘Libro Blanco sobre la relación entre Adolescencia y Alcohol en España’, realizado por la Fundación Alcohol y Sociedad?

Otras fuentes consultadas:

Consumer Eroski
Clínica  Universidad de Navarra