En  noviembre de 2009 aguasdigital.com informó que en el estado mexicano de Aguascalientes, con una población aproximada de un millón cien mil habitantes, nacen diariamente entre 6 y 9 bebés cuyas madres son adolescentes menores de 18 años.

Aguascalientes.

Aguascalientes.

Esa cifra representa el 16% del promedio diario (entre 65 y 70 bebés), pero lo más grave es que 9 de cada 10 de ellas son solteras, por lo que su situación en el futuro va a ser mucho más difícil.

En este mismo año de 2009 se calculó que existían más de 18.000 madres solteras menores de edad, cifra que sitúa a este estado como el primero de México con mayor número de niñas-madres. Y lo peculiar del momento es que las franjas de edad donde se dan más nacimientos es en los extremos de la edad fértil de la mujer: entre muy jóvenes y entre mujeres adultas.

La edad “productiva” de la mujer no se está dedicando a tener bebés, sino a otras actividades, como el trabajo, la formación académica y a cuidar a los hijos que ya se tienen y al marido.

Las ONG que se ocupan de esa problemática social hacen una llamada para que se cuide a las niñas en la etapa de secundaria y preparatoria, porque son las que se están convirtiendo en madres a muy temprana edad, con las consecuencias negativas derivadas de una maternidad precoz.

Aunque Aguascalientes es el primer estado en número de niñas-madre, en 2010 se sitúa en octavo lugar en número total de madres solteras. El embarazo adolescente presenta mayor incidencia en la población de Pabellón de Arteaga y Asientos.

La directora de Desarrollo Familiar comentó que “la prevención es preponderante entre los jóvenes, pues están en una etapa de su vida en la que sus decisiones tendrán profundas repercusiones en su futuro, ya que al quedar embarazadas, muchas menores se ven en la disyuntiva de abandonar la escuela, y tanto ellas como su pareja se enfrentan a responsabilidades que no son propias de su edad, como el hecho de trabajar para mantener a los hijos.”

“Indicó que la cuestión en este asunto no es si los porcentajes son altos o bajos en comparación con otros estados, sino que el número de madres adolescentes solteras constituye una alerta por la situación que enfrentan ellas mismas, sus hijos y parejas (en caso de contar con ellos). En este sentido dijo que las pláticas están centradas para que las adolescentes cambien paulatinamente su manera de pensar y no coincidan con la frase ‘a mí nunca me va a pasar eso.”

Calendula
calendula@yosoymadresoltera.org