“Empezamos con quince madres, pero en un futuro se agregarán más para mejorar la situación económica de las madres de familia, que sabemos que con mucha dificultad sacan a sus hijos adelante. Posteriormente se crearán más productos que sean de demanda en el mercado laboral”, comunicó Elsy Bulnes, directora del centro educativo Isolina Torres.

La microempresa tiene el equipo y la maquinaria necesarios para la elaboración de las tortillas.

La microempresa tiene el equipo y la maquinaria necesarios para la elaboración de las tortillas.

Transcripción de la noticia publicada por el digital La Prensa con fecha 3 de agosto de 2010.

Madres crean microempresas en escuelas

Redacción. San Pedro Sula, Honduras

Unas quince madres de familia de la escuela Isolina Torres, de Dos Caminos, en Villanueva, crearon la primera microempresa para beneficio propio y del centro educativo.

La presidenta de la microempresa, Celia Gladis Pineda, dijo al explicar cómo empezó el proyecto que sentían muy motivadas por haber comenzado a trabajar su propia empresa. “El proyecto lo empezamos con quince madres solteras que antes no teníamos una fuente de trabajo estable para sostener a nuestra familia. En la empresa elaboramos tortillas de harina, pero tenemos como proyecto hacer otros tipos de productos, como tortillas de maíz”, agregó Pineda.

El producto está legalizado y aprobado para comercializarlo a nivel nacional.

La empresa será el ejemplo para las demás escuelas del municipio, para poder crear fuentes de trabajo para las madres solteras.

Autoridades

El gerente regional de Care, Miguel López, explicó que la microempresa es un programa integral que tiene un fuerte componente de apoyo a la educación y salud.

“Uno de los mecanismos es darle una manera de ingreso a la familia. Este centro educativo ha sido beneficiado por la capacitación al personal docente de la escuela. Organizamos a las mujeres para que se beneficien ellas personalmente y apoyen a la merienda escolar, dando parte de las tortillas para que los niños se alimenten”, manifestó López.

Dos escuelas han sido beneficiadas, pero el proyecto piloto comenzó en la Isolina Torres.

La directora del centro educativo, Elsy Bulnes, expresó su emoción por ser la escuela piloto para este proyecto. “Para elegir esta escuela se tomaron en cuenta los criterios de vulnerabilidad de los niños, la dificultad para adquirir sus útiles escolares, las familias disfuncionales y que los padres fueran de escasos recursos económicos”.

Beneficios

La microempresa dará un porcentaje de sus ganancias para el mejoramiento del centro escolar.

“Empezamos con quince madres, pero en un futuro se agregarán más para mejorar la situación económica de las madres de familia, que sabemos que con mucha dificultad sacan a sus hijos adelante. Posteriormente se crearán más productos que sean de demanda en el mercado laboral”, agregó Bulnes.

Carlos Chávez, regidor de Villanueva, señaló que la Municipalidad ofreció la contraparte del proyecto en la formación de la microempresa.

“Está empresa va dirigida a madres solteras, son pocas, pero el objetivo es comenzar haciendo tortillas de harina de manera artesanal; por ahora lo hacen en su casa para comercializarlo y así beneficiarse tanto ellas como los centros de educación.”

Las damas requieren tecnificar con una patente, registro sanitario y la marca que lleva el empaque de las tortillas, para poder salir al mercado, lo que ya está siendo aceptado por la comunidad, explicó el regidor.

El proyecto beneficia a madres de seis comunidades y ayuda a solucionar los problemas de la escuela; pero se ampliará a todas las escuelas del municipio.

Calendula
calendula@yosoymadresoltera.org